Tesla frena el gasto y acelera los despidos