Flexiones de brazos

Tumbada boca abajo, apoya las palmas a los lados de los hombros, en una posición cómoda, y levanta el peso de tu cuerpo. La espalda y las caderas deben estar rectas.